Una promesa para tu debilidad

06:30 0 Comments A+ a-

una promesa para tu debilidad mensajes de aliento con imágenes arcoiris de promesas

A la mayoría de las personas no les gusta mostrar su debilidad ante los demás, esto se debe a que existe un temor de ser señalada, criticada o que se aprovechen de eso para humillarles o tratarles mal.

Dios quiere que sepas que hay una promesa para tu debilidad. Sí. A Dios le agradan las personas débiles.

¿Cómo? ¿Es en serio?

¡Claro! Mira:

«Y me ha dicho: “Bástate mi gracia; porque mi poder se perfecciona en la debilidad”… Cuando soy débil, entonces soy fuerte». 2 Corintios 12:9

Lo que Dios está diciendo aquí es que Él manifiesta su poder en medio de la debilidad humana… y que nos conviene mostrarnos débiles, para poder ser fortalecidos por el poder de Dios.

Hoy se mostrará el poder de Dios en ti… siempre que reconozcas delante de Él que eres débil…

Dios no muestra su poder en quien no reconoce sus limitaciones…

El apóstol Pablo tenía una enfermedad que le aguijoneaba el cuerpo. Pidió ayuda a Dios… pero Él decidió que ahí en esa limitación sería notorio su poder…

¿Qué debilidad te imposibilita para avanzar?...

¿Una enfermedad?... ¿Un mal hábito?... ¿Tu carácter?... ¿Una incapacidad física?... ¿Temores?... ¿Un pasado vergonzoso?...

No las escondas delante de Dios. Confiésalas y pide su ayuda.

Muestra a Dios tu ‘defecto’ y Él te mostrará lo que es capaz de hacer… Encima de todas las limitaciones que tú puedas encontrar en tu persona, el Señor hará algo tremendo porque a Él así le agrada desplegar su gran poder: en la debilidad humana.

Sólo ten la humildad de reconocer tu incapacidad ante aquel que todo lo puede… Te fortalece sobrenaturalmente para levantarte, para que seas instrumento de bendición donde sea que te muevas.

Dios no busca gente perfecta... no le sirven. Busca gente que tiene fallas; pero que está dispuesta a ser usada por Él.

Mi querida amiga, no escondas tus limitaciones del Señor… De todas maneras, Él ya las conoce. Está esperando que abras tu corazón delante de Él, para actuar con poder y hacer maravillas a través de ti.

Recuerda siempre: El poder de Dios siempre será más grande que cualquier debilidad. Somos imperfectas vasijas de barro… precisamente para que se note que lo que hacemos no es por nosotras mismas, sino por el poder de Dios que actúa en nosotras (2 Corintios 4:7).

Si te ha agradado este mensaje, te animo a que lo compartas en tus redes sociales, seguro que bendecirás a tus amigos. Tal vez quieras leer otros artículos… Aquí abajo te dejo las sugerencias.

Que Dios te fortalezca con su poder, tu amiga,

Lidia E. Cames