Dios oye tu oración

06:30 0 Comments A+ a-

dios oye tu oración mensajes de aliento imágenes cristianas

En medio de la crisis Dios oye tu oración… Esta es una verdad que te ayuda a persistir en buscar el rostro del Señor. Cuando te encuentras en dificultades, Él siempre acudirá en tu rescate y traerá paz a tu alma.

«Los justos claman, y el Señor los oye; los libra de todas sus angustias». Salmo 34:17

No te canses de clamar a Dios, porque Él siempre contesta… El Señor no deja ninguna oración sin contestar.

Levanta tu clamor, creyendo que verás pronto tu respuesta. Insiste en acercarte al trono de la gracia con la confianza de alcanzarás la ayuda oportuna.

El deseo de Dios es que tú seas libre de todas las preocupaciones y aflicciones… El Señor tiene para ti planes de bien y no de mal: La prueba no durará para siempre… la aflicción tiene un límite.

Tu oración sincera y con fe es la que marca el final del dolor.

Dios te va a librar, necesitas insistir en su presencia… Él anhela escuchar tu voz y ver tu corazón totalmente confiado en Él… No dejes de ir ante su trono, muéstrale tu fe decidida… una fe que no se da por vencida.

La Palabra de Dios dice que Él oirá tu clamor y que te quitará toda angustia que te mortifica… Anímate, Dios escucha todas tus oraciones y les dará respuesta oportuna… No dejes de depender de su gracia.

Todavía no has vivido los mejores días de tu vida… Dios traerá tiempos de refrigerio y descanso en su presencia. Tu clamor es oído en el cielo

Oramos:

"Amado Padre, gracias por todas las bendiciones que recibo de tu mano y por tu grande misericordia con que me has rodeado.

Hoy rindo a ti todo mi ser: mis pensamientos, mis emociones y mis sentimientos... Reconozco que he permitido que me invada la preocupación y la angustia, te pido perdón porque he permitido que las circunstancias me atemoricen.

Pero yo creo que tú siempre vienes en mi ayuda, Señor, clamo a ti para que me libres de todo el dolor y aflicción que me roban la paz y pongo en tus manos todos mis problemas y situaciones difíciles.

Gracias, mi Dios, porque has escuchado mi oración y sé que este día veré mi respuesta. Recibo tu paz, con la confianza de que tú te harás cargo de todo aquello que yo no puedo solucionar. En el nombre de Jesús".