Verdadera libertad con Jesús

14:30 0 Comments A+ a-

verdadera libertad con jesús devocionales cristianos con imágenes arcoiris de promesas

Disfruta la libertad en Jesús. No sufras más preocupaciones, depresiones, aflicciones, llantos y angustias. Todo esto te impide que seas verdaderamente feliz… Acude a Jesucristo. 


«Así que si el Hijo los hace libres, ustedes son verdaderamente libres». Juan 8:36 

Por amor a ti Él sufrió toda clase de dolores para que seas libre de todo lo que te atormenta. 

No retengas en tu corazón lo que te agobia, entrégale todo al Señor… por favor, rechaza toda obra del enemigo en tu contra; porque Jesús ya lo venció en la cruz del Calvario y en su resurrección, precisamente Él vino a deshacer todas las obras del diablo.

Permítele a Cristo que libere tu alma y que rompa las ataduras que no te dejan vivir en plenitud… Decide que Jesucristo sea dueño de tu vida...  Abre tu corazón y permite que sane todas las heridas del pasado... Llámalo… búscalo… Sólo Él puede hacerte libre.

Si le has entregado tu vida, entonces, puedes vivir en la verdadera libertad. No hay razón para seguir viviendo con las cadenas del pasado. Perdona a los que te ofendieron y dale tu corazón a Dios para que sane las heridas. 


Oramos:


"Señor Jesús, hoy vengo a ti porque estoy esclavizada en el pasado, por las ofensas que he recibido. Mi corazón está herido y no soy libre para vivir en paz. Hoy reconozco que con tu sacrificio en la cruz y tu resurrección yo tengo el perdón por mis pecados, recibo tu perdón y elijo perdonar a los que me ofendieron. Te pido que rompas las ataduras que me detienen para disfrutar de la vida en abundancia que tú me das; que deshagas toda obra del diablo en mi vida; que sanes mi corazón de todas las heridas y que me llenes con tu Espíritu para poder vivir en la libertad que ahora mismo me estás regalando, ayúdame a actuar en perdón para con mis semejantes. Gracias, Señor, por perdonarme y ayudarme a perdonar a los que me ofendieron. Amén."

Ahora sólo cree que las cadenas ya han sido rotas y no te permitas andar como esclava, ahora puedes vivir en total y absoluta libertad. ¡Eres libre! Puedes disfrutar de muchas promesas divinas que hay para ti.