Puedes ayudar a tus hijos no cristianos a recibir la bendición de Dios

19:13 0 Comments A+ a-

imagen y texto de consejería Cómo ayudar a mis hijos

Consulta: ¿Cómo puedo ayudar a mis hijos para que sean bendecidos por Dios si ellos no son cristianos?

Respuesta: La bendición más grande para tus hijos eres tú. Porque a causa de tu amor a Dios, de tu obediencia, de la justicia de Dios en tu vida y más que todo esto: tu fe decidida en el Señor; tus hijos tienen disponible un arcoiris de promesas de salvación, bendición, unción, provisión, prosperidad y mucho más. Muchas de estas se cumplen en sus vidas aunque ellos no sean cristianos todavía.

Tus hijos tienen un propósito divino que no es cualquier cosa… los hijos de los justos están destinados a grandes proyectos divinos para extender el reino de Dios aquí en la tierra. Lo que te toca hacer es bendecirlos de todas las maneras que estén a tu alcance: con tu afecto, tu tiempo, tu dinero, tu compañía.

Pero más importante que todo lo visible y externo, son tus oraciones y que profetices la Palabra de Dios para sus vidas.
Cúbrelos con la sangre de Cristo para que sus vidas estén seguras.

Pide a Dios que los acerque al propósito que Él tiene para ellos.

Clama para que la luz de Jesús ilumine su entendimiento y los atraiga a su luz admirable.

Compárteles la Palabra de Dios como principios efectivos para su vida, siempre que tengas oportunidad.

Muéstrales a Jesús en tu vida… ellos sabrán quién es Jesús a través de ti. Tu vida transformada es básica para que tus hijos sigan tus pasos y empiecen a interesarse por ese Dios, porque ellos te conocen desde siempre; nadie mejor que ellos para notar los cambios ocurridos en tu vida a causa de Jesucristo.
  
No dejes de creer y establecer estas promesas:

«Cree en el Señor Jesucristo y serás salvo tú y toda tu familia». Hechos 16:31

«¡Aleluya! ¡Alabado sea el Señor! Dichosos los que se deleitan en cumplir sus mandamientos y temen al Señor. Sus hijos prosperarán en todos lados; la descendencia de los justos será bendecida». Salmo 112:1,2
~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~
Para consultas de consejería sólo tienes que llenar un sencillo formulario aquí.
Si quieres compartirnos tu opinión o alguna experiencia, te animamos a que lo hagas en el amor de Dios y con todo respeto en la sección de comentarios aquí abajo: